JARA DE LAS CAÑADAS (CISTUS OSBAECKIAEFOLIUS)

27 octubre, 2017

Texto y fotos de Salvador González Escovar.

Arbusto de hasta 1 m. de alto, aspecto achaparrado y ramas tortuosas. Hojas de forma lanceolada a elíptica, muy vellosas, con bordes ciliados y plateados.

Hojas más pequeñas y de un color verde más apagado que en la jara típica del pinar canario.

Floración abundante con pétalos rosados, cápsulas vellosas, floreciendo entre los meses de mayo y julio, fructificando en julio-agosto, siendo eficaz su reproducción por semillas.

La jara de Las Cañadas del Teide es un endemismo local muy amenazado debido al pastoreo durante épocas pasadas en las cumbres de Tenerife, aunque en la actualidad se observa como la especie se recupera a partir de viejos ejemplares que sobreviven en acantilados, formándose rodales de jóvenes plántulas en las zonas de piedemonte, pareciendo existir un incremento en el número de individuos.

Se conocen cuatro poblaciones en áreas muy puntuales del parque nacional, en su parte oriental y occidental, en torno a altitudes de 2.200 m.s.n.m.

Aunque es posible ver esta planta refugiada en acantilados, su mejor desarrollo lo adquiere en zonas de derrubios y canchales, especialmente en aquellos lugares donde las cenizas volcánicas han ayudado a la formación de un sustrato más propicio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: