GR-131: CUMBRES DE UCANCA-EL PORTILLO

23 febrero, 2017

12115457_1029340513798300_4436440902000689336_n

Texto y fotos de Salvador González Escovar.

Este tramo del sendero de Gran Recorrido de Tenerife comprende la zona de Las Cañadas del Teide. El camino original atraviesa la zona de las Siete Cañadas, después de bajar de la Degollada de Guajara, que era el final clásico del tramo anterior (Vilaflor-Cumbres de Ucanca).

10247376_1029342650464753_6179403347228898083_nLa pista de las Siete Cañadas une la Cañada del Montón de Trigo con la villa de El Portillo, pasando sucesivamente por las cañadas de La Camellita, de La Grieta, de La Angostura, de Las Pilas y de Diego Hernández, en un paisaje en el que se alternan estas planicies pumíticas con los montículos terminales de caóticos malpaíses que avanzaron desde la base del Teide, como son los inmensos campos lávicos del Tabonal Negro y del Valle de Las Piedras Arrancadas.

12196358_1029341370464881_4880144652281487642_n

Una alternativa a este recorrido senderista que resulta mucho más aérea y panorámica consiste en transitar por la cresta del Circo de Las Cañadas (ruta del Filo), o próxima a ella cuando el sendero se aleje algo del filo, pudiendo ascender sin excesiva dificultad a las Montañas de Guajara (máxima altura del anfiteatro con 2.715 m.s.n.m., subiendo desde la Degollada de Ucanca y pasando por los andenes de la pared norte, luego bajando por su vertiente oriental hacia la Degollada de Guajara), seguidamente Pasajirón, igualmente de oeste a este, y el Roque de La Grieta (si se desea subir a él hay que abandonar momentáneamente el sendero y ascender campo a través hasta su cercana y rocosa cima), como elevaciones más representativas, coincidiendo con la parte más elevada y espectacular del Circo de Las Cañadas, divisando no solo la caldera de Las Cañadas desde lo alto, junto al complejo Teide-Pico Viejo desde ángulos que van variando según avanzamos, sino también los extensos pinares, medianías, costa y barrancos de la vertiente sureste de la isla, todo ello con unas vistas de ensueño 360º a la redonda y percibiendo el aire leve de las cumbres, aquel que hace flotar la insignificante existencia humana sobre la grandiosidad de este territorio volcánico y de belleza primigenia.

12243139_1029343160464702_2276187147916957277_n

A partir de la falda sur del Roque de La Grieta, el sendero, posteriormente convertido en pista de tierra, bajo algo de altura, al igual que lo hace el cresterío que paulatinamente muestra una ladera sur menos abrupta, con lo que nos podemos seguir asomando al interior de Las Cañadas en diversos puntos panorámicos como por ejemplo en la Mesa del Obispo, en el Risco de La Papelera y en el Risco Verde ya que la pista recorre un terreno más llano y monótono que en la parte central del anfiteatro, dejada atrás al principio de esta caminata.

12241632_1029343603797991_6502369505543631556_n

La pista que recorre este extenso altiplano se encamina finalmente hacia el Llano de Maja, otra cañada o planicie pumítica, localizada entre las suaves lomas de las Montañas Cerrillar a un lado y las de La Piedras y Colorada al otro. Atravesando dicha cañada nos dirigimos nuevamente al borde del circo, ahora por su sector más oriental, y ya con menor desnivel con respecto al fondo de la caldera, descendiendo a la Cañada de Diego Hernández, bastante cerca del Portillo de La Villa, punto final de este altivo y panorámico tramo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: